Diego Murcia: El arte de escribir para ser escuchado